<
>

Adrián Granados se cansó de ser el otro lado de la moneda

MÉXICO -- Adrián Granados ya se cansó de ser el 'Lado B' en cada uno de sus combates, y por ello sabe que un triunfo este sábado ante Adrien Broner le pondrá finalmente del otro lado, y esa será su misión principal cuando suba al ring del Cintas Center de Cincinnati, Ohio.

Granados está abajo en las apuestas por 3 a 1 ante Broner, un tetracampeón del mundo con el que en algún momento logró cierto lazo de amistad, y no quiere seguir acumulando ni derrotas ni empates, porque para llegar a las peleas de campeonato se necesitan victorias.

"Fácilmente podría estar invicto", dijo Granados, quien tiene cuatro derrotas y dos empates en su carrera, todos ellos muy disputados y polémicos. "Pero siempre he sido el lado B y siempre los momios han estado en mi contra, así que me ha tocado lidiar con el hecho de no ser el favorito", añadió el 'Tigre' de Chicago.

Así que si quiere pasar de lado en la ecuación, entonces Granados deberá dar la sorpresa y vencer a Broner este sábado en una velada que transmitirá Showtime. "Adrien Broner es un peleador de calibre diferente, pero tengo una piel gruesa, sé que gané muchas de esas derrotas y es hora de aprovechar. La gente me ha subestimado, dicen que soy un peleador unidimensional pero hay muchas que puedo hacer que la gente no ha visto, pero lo van a ver el 18 de febrero", destacó.

El 'Tigre' destacó es por eso que lo que más le importa es llegar bien a esta pelea. "No me importa si se preparó bien o cómo lo esté haciendo (Broner), tengo que preocuparme por mí, por ser el mejor Adrien Granados. ´Él es un buen competidor, quiere ser uno de los grandes, por eso lo respeto", puntualizó.

Finalmente, recordó Granados que durante unas sesiones de sparring en 2013 lograron ciertos lazos de amistad con Broner que necesitan dejar a un lado para lograr cada quien sus objetivos, aunque no se les olvida que en algún momento de su vida, principalmente los problemáticos, estuvieron ahí para respaldarse.

"Los dos somos hombres y seres humanos, cuando estas cosas pasan como nos pasaron hace unos meses, uno deja de lado el negocio y el boxeo y se preocupa por la persona, esa parte aprecio de él", destacó Adrián, quien requirió la ayuda de Adrien cuando falleció su amigo Ed Brown, y también él pagó cuando Broner tuvo serios altercados que llevó a las redes sociales.