El Camp Nou indulta a Dembélé

play
Valverde, sobre la ausencia de Dembélé: 'Hago lo mejor para el equipo' (2:18)

El delantero francés se quedó fuera de la convocatoria para el juego contra el Real Betis. (2:18)

BARCELONA -- Valverde no sabe qué contestar cuando le preguntan por Dembélé pero el francés sí supo este martes responder al ‘perdón’ de su entrenador con un gol antológico que provocó que el Camp Nou en pleno se tomase sus retrasos en los entrenamientos con absoluta indulgencia.

Cuando a falta de un cuarto de hora el técnico solventó su salida del campo, sustituido por Denis Suárez, la ovación del público certificó lo que se intuyó antes, cuando se respondió a su golazo coreando su nombre. A falta de conocer qué ocurrirá de puertas adentro, el Camp Nou ya ha indultado a Dembélé.

“¿Acaso no se dormía Ronaldinho?”, se preguntaba un aficionado durante el descanso frente al Tottenham, poniendo en el plano la sospecha, ya extendida, de los curiosos intereses que existen alrededor del vestuario en que cualquier falta del joven futbolista galo se conozca tal como se ocultaban todas las del astro brasileño. “Y de bastantes otros que no sabemos” se sumó otro hincha azulgrana en la tribuna del Camp Nou, donde casi era un tema único de conversación.

El Camp Nou indultó a Dembélé, perdonando sus errores, disculpándolo por “su juventud” y entendiendo que puede ser un futbolista con mucho futuro en el club. “Tienen que castigarle, pero son cosas que no deberían saberse. Quien da a conocer esas cosas hace daño” sostuvo un aficionado veterano, “de los de antes” señaló, recordando viejas batallas en las que el francés no tendría ni comparación.

“Kubala se saltaba entrenamientos. Y Benítez, Neeskens, Maradona… A ver si nos vamos a pensar que esto no pasaba nunca” enfatizó este seguidor, al que apuntó un acompañante: “¿Por qué a Neymar se le ocultó siempre todo y a Dembélé nada?”.

FIRMEZA

El club, de todas maneras, no está dispuesto a pasar por alto las faltas de disciplina del joven delantero y ya le ha hecho saber que deberá pagar una fuerte multa, cuya cuantía sería la más cuantiosa que se recuerda en el Camp Nou aunque una fuente de la propia entidad azulgrana no quiso confirmar la información del diario AS, que apuntaba a una cifra superior a los 120 mil dólares.

Si el club quiere cortar por lo sano este asunto y trabaja ya en volver a poner ‘un vigilante’ a Dembélé para evitar su dispersión fuera del terreno de juego, el vestuario ha cedido los galones a los hombres fuertes de la plantilla, quienes este lunes avisaron con seriedad al jugador.

No todo fueron bromas y risas en la previa del partido frente al Tottenham en el camerino, donde los capitanes se pusieron serios con un Dembélé que aceptó la bronca de sus compañeros y aseguró cambiar de comportamiento.

En el campo, sin embargo, la situación volvió a ser totalmente distinta. Participante en 8 de los últimos 10 goles del Barcelona, la afición azulgrana se toma con sorna el asunto y le respondió con una ovación tremenda.