<
>

Magic Johnson, identificado con fans hispanos de los Lakers

LOS ÁNGELES - Los fans hispanos de Los Angeles Lakers suponen una base importante del total de los aficionados que siguen al equipo no sólo en la ciudad angelina y en California, sino en todo Latinoamérica.

En los últimos años se vivió una sensación de desasosiego que coincide no sólo con la de cualquier seguidor de la causa púrpura y oro, sino con la del propio Earvin 'Magic' Johnson, quien en la actualidad desempeña el puesto de presidente de operaciones de básquetbol desde mediados de febrero. El que fuera uno de los artífices de la consecución de cinco campeonatos para los Lakers afirmó a ESPN digital que se siente identificado con la falta de compromiso de los fans.

"Este afroamericano de 6'9'' que llevó el número 32 está tan enfadado y decepcionado", aseguró en la que fue la última pregunta formulada durante la rueda de prensa para presentar a Rob Pelinka como nuevo gerente general de la organización. "Eso es todo lo que tienen que saber. Pasé muchas noches sin dormir. Cambié de canal, que es algo que nunca hacía antes y cuando llegó esta oportunidad, mi esposa me dijo que debería ser el presidente porque ya lo había estado siendo desde casa en cualquier modo", bromeó.

Conocedor de la importancia de la fanaticada latina, Magic tampoco se olvidó de la Nación Lakers en general, la cual está viviendo una época en la que el equipo logró las dos peores temporadas de la historia de la franquicia. El cúmulo de circunstancias que se sucedieron poco después de la consecución del campeonato de 2010 desembocó en la destitución de la cúpula anterior de la franquicia en lugar de Magic y Pelinka como gerente general.

"Eventualmente vamos a ganarnos a los fans si hacemos esto bien. Vamos a construir esto de la manera correcta y creo que cuando lo vean, planearemos el juego apropiadamente", aseguró antes asumir la responsabilidad de lo que suceda en el futuro, y es que, en términos de compromiso, Magic lo tiene claro.

"No sólo con los fans latinos, sino con otros fans. Porque los Lakers son el latido de la ciudad, el cómo vayan los Lakers y los Dodgers es cómo va la ciudad. Eso lo entendemos y haremos que los Lakers se muevan en la dirección adecuada. Tenemos mucho trabajo que hacer pero y lo haremos. Confía en mí, trabajaremos día y noche para ganarnos esa confianza de vuelta y tener a todos los fans contentos con el producto que tenemos", destacó.

Los Lakers son una de las marcas más globales de la NBA, sobre todo en Latinoamérica, aunque las camisetas amarillas también se ven en otros lugares del planeta. Un ejemplo es Siria, donde un conflicto armado provocó la huída de cientos de miles de refugiados a otros países. Pelinka dedicó unos minutos de su presentación a hablar sobre cómo los Lakers de la nueva era pretenden servir de inspiración y esperanza a los más necesitados a lo largo del mundo.

"Esta marca de los Lakers tiene un significado global. Uno de mis amigos estaba trabajando en un campo de refugiados de Siria y me envió una foto en la que uno de los chicos llevaba una camiseta de Kobe. Esta marca resuena a lo largo del mundo y puede dar esperanza en cada rincón. Si hacemos nuestro trabajo y somos los Lakers, podemos traer alegría y esperanza en cada lugar del mundo. Esa es una gran oportunidad y es algo que queremos hacer. Queremos traer esperanza a la gente que lo necesita", agregó.