<
>

Jugador colegial pone el ejemplo al acompañar a niño autista

Acá está el recordatorio de que todavía hay gente buena en el mundo.

Bo Paske es un estudiante con autismo en la Montford Middle School de Tallahassee, Florida. Estaba sentado por su cuenta durante el almuerzo, y el receptor abierto de Florida State, Travis Rudolph, lo notó.

"Le pregunté si podía sentarme junto a él, y dijo, 'Seguro, ¿por qué no?'", explicó Rudolph este miércoles. "Sentí que tuvimos una gran conversación. Empezó y fue tan abierto. Me dijo que su nombre era Bo, y cuánto amaba a Florida State, y seguimos desde allí".

Su madre contó toda la historia vía Facebook:

"Yo era un niño no hace mucho tiempo y recuerdo cómo era el impacto de jugadores universitarios y profesionales acercándose a nosotros", explicó Rudolph. "Así que siento que probablemente puedo cambiar la vida de alguien o hacer de otro una mejor persona o que alguien desee ser grandioso o ser como yo, o incluso mejor".

Rudolph acumuló 916 yardas en recepciones el año pasado, y luce como si su tercera temporada colegial ya ha comenzado de la mejor manera.