<
>

Messi despide la temporada en casa con la amenaza de un adiós definitivo del Camp Nou

play
Barcelona empata ante Levante: ¿adiós a LaLiga? (1:01)

En una segunda mitad de locura, el Levante anotó sus tres goles para igualar con el conjunto blaugrana, que prácticamente se despide de la lucha por el título. (1:01)

BARCELONA -- Lionel Messi jugará este domingo su último partido de la temporada en el Camp Nou... O de su carrera deportiva en azulgrana. A un mes y medio de acabar su contrato y sin que haya todavía decidido su futuro, aseguró a ESPN una fuente cercana al jugador, el argentino liderará a un Barcelona pendiente de un auténtico milagro para seguir aspirando al título de Liga, que se escapará definitivamente si a la misma hora que se enfrente al Celta de Vigo, el Atlético de Madrid se impone en el Wanda Metropolitano al Osasuna.

Después del derrumbe, tan inesperado como decepcionante, del equipo azulgrana en las últimas jornadas, habiendo sumado solo cinco de los últimos doce puntos en disputa, conquistar el que sería su 11º título de Liga se adivina poco menos que imposible para sumar a una colección alucinante desde que en 2005 conquistara el primero de los diez que tiene en su palmarés, a los que se añaden 4 Ligas de Campeones, 3 Mundiales de Clubes, 7 Copas del Rey, 3 Supercopas de Europa y 8 Supercopas de España para un total de 35 trofeos que le colocan entre los más laureados de todos los tiempos.

Y nadie sabe si esos 35 campeonatos celebrados en azulgrana quedarán para la historia como lo que ganó, batiendo todos los récords posibles en un equipo en el que debutó un lejano mes de octubre de 2004 frente al Espanyol.

Vive tan alerta el Barça de una utopía en el césped como atento a conocer la decisión de su capitán, que después de 775 partidos luciendo la elástica azulgrana mantiene en el alero su continuidad... Y sin que se sospeche una resolución a corto plazo. Messi conoció hace tres semanas, de boca del propio Joan Laporta en un almuerzo que compartieron, que la intención del club es renovar su contrato y Messi, sin conocer todavía la propuesta que le trasladará el Barcelona, le aseguró al presidente que sea cual sea finalmente su decisión, una vez tenga en su poder la oferta concreta, ni protagonizará un culebrón ni provocará ningún problema.

Si la proposición del club, tanto a nivel económico como, por encima de todo, en el aspecto deportivo convence al argentino, el acuerdo será rápido; si, por el contrario, el crack entiende que la mejor solución es decir adiós a una vida en azulgrana, lo hará sin aspavientos de ningún tipo, sin reproches y con todo el agradecimiento por lo que significó el Barcelona en su vida.

PENDIENTES
El Barcelona sigue pendiente de cuatro auditorías distintas e independientes que aclaren exactamente la situación económica del club y, a la vez, negocia un crédito que ayude a no perder comba entre los grandes clubes de Europa a la hora de acudir al mercado. Se entiende en los despachos del Camp Nou que todavía quedan algunas semanas para ponerse al día en todos los aspectos y es por ello que crece la sensación de que Messi se marchará a la disputa de la Copa América con la selección de Argentina sin haber todavía decidido su futuro y que podría no ser hasta su conclusión, ya en el mes de julio, que quede solventado.

Leo atiende al Barcelona pero no es, obviamente, la única carta que tiene en su poder. El club azulgrana, tal y como publicó ESPN, está en disposición de ofrecerle un contrato de tres temporadas conociendo que en Francia el Paris Saint-Germain puede mejorar ostensiblemente las condiciones que le ponga Laporta sobre la mesa.