<
>

Neymar dudaría de su actual tratamiento y pensaría en operarse

play
Cristiano y Neymar, dos cracks unidos por el fútbol y una jornada de cumpleaños (2:13)

ESPN datos nos ofrece algunas de las estadísticas más sobesalientes, de ambos jugadores. (2:13)

BARCELONA -- Neymar Junior sigue el tratamiento conservador que comenzó en Barcelona a finales de enero pero las dudas que le plantea la mejoría de la lesión ha provocado que estudie la opción de pasar por el quirófano, lo que alargaría los plazos pero aseguraría su recuperación.

El futbolista del PSG regresó este jueves a Barcelona para ser visitado por el doctor Ramón Cugat, con quien comenzó a finales de enero el tratamiento de su lesión en el dedo del pie, y fue infiltrado por segunda vez con plasma rico en plaquetas. El delantero brasileño mantiene un tratamiento conservador que se espera solucione sus problemas en algo más de dos meses.

Ese es el plazo marcado tanto por Ney como por el PSG, con el objetivo de estar plenamente recuperado la segunda semana de abril, con el reto de participar en la ida de los cuartos de final de la Champions, siempre que el equipo francés pueda antes eliminar al Manchester United en la eliminatoria de octavos que abrirá en Old Trafford el 12 de febrero.

El jugador, sin embargo, no está totalmente convencido de la mejoría y de acuerdo con una información del diario AS habría pasado consulta con otros médicos, dudando en mantener este tratamiento o, por el contrario, pasar por el quirófano, lo que alargaría hasta cinco semanas más los plazos de recuperación y le dejaría fuera de los terrenos de juego prácticamente hasta el final de la temporada, dudándose de su reaparición, incluso, en unas teóricas semifinales de la máxima competición continental.

Neymar sabe que la operación sí le garantiza la recuperación total de la fractura del quinto metatarso del pie derecho que sufrió el 23 de enero, por más que ello provocase alargar los plazos de recuperación, mientras que el tratamiento con plaquetas que inició con el doctor Cugat no exime del riesgo de una posterior recaída, una vez volviera a jugar.