<
>

Pulido podrá seguir jugando partidos internacionales con Olympiakos

ATENAS -- El acuerdo alcanzado este martes entre el Gobierno griego y la FIFA para reiniciar la Copa de Grecia, suspendida a causa de la violencia, es una buena noticia para el jugador mexicano del Olympiakos, Alan Pulido, toda vez que así se evitará la expulsión de los clubes y selecciones nacionales helenos de las competiciones internacionales.

Pulido, cuya carta pertenece a los Tigres de la U.A.N. L., llegó a perderse algunos encuentros de la Copa de Grecia debido a estas medidas, tiene dos jornadas consecutivas anotando con el Olympiakos, sumando seis goles con su equipo e europeo.

El tamaulipeco, quien tiene el propósito de llamar la atención del DT de la Selección Mexicana, Juan Carlos Osorio, debutó en torneos europeos hace ya casi dos meses en torneos europeos.

El mexicano tuvo poco más de 10 minutos en el terreno de juego, cuando Olympiakos cayó 1-0 ante el Anderlecht en los dieciseisavos de final de la Europa League.

PROBLEMA SOLUCIONADO

El representante de la FIFA Kostakis Kutsokumnis anunció tras las reuniones que mantuvo con la federación Griega de Futbol (EPO) y el ministro de Deportes, Stavros Kondonís, que se ha alcanzado un compromiso para revocar antes del próximo viernes --fecha de vencimiento del ultimátum de la FIFA-- la decisión gubernamental de suspender la Copa.

Kutsokumnis explicó que primero EPO pedirá al ministro que revoque su decisión y que acepte la demanda de la federación de futbol, y a partir del próximo lunes la FIFA se encargará de armonizar el estatuto de EPO con las reglas internacionales.

"La FIFA evaluará los estatutos de EPO, pero dará prioridad a la comisión de ética", destacó Kutsokumnis.

Kutsokumnis recalcó en este sentido que la FIFA se comprometió a examinar el reglamento actual de la comisión de ética y a "exigir respuestas sobre casos pendientes (de corrupción) que no han sido investigados".

Antes de reunirse con Kondonís el representante de la FIFA lo hizo con la cúpula de EPO y, según filtraciones a los medios locales, dijo que el fútbol griego tiene mala fama en Europa a causa de denuncias de manipulación de partidos y de casos de corrupción.

La mayoría de los miembros de la cúpula de EPO están siendo investigados, junto con árbitros y otros individuos, por pertenencia y dirección de banda criminal, manipulación de partidos de fútbol y lavado de dinero.

A comienzos de marzo, Kondonís suspendió la Copa de fútbol tras los enfrentamientos registrados durante la semifinal entre el PAOK y el Olympiakos.

En una decisión comunicada el 5 de abril tanto la UEFA como la FIFA daban de plazo al Gobierno hasta el 15 de este mes para revocar la suspensión de la Copa o sus clubes y selecciones serían excluidos de las competiciones internacionales.

El balompié griego se está viendo muy afectado por la violencia de los aficionados, invasiones de campo, denuncias de manipulación de partidos y la falta de confianza crónica en los árbitros.

El año pasado Kondonís suspendió durante varias semanas todas las competiciones nacionales a causa de incidentes que impidieron que se celebrase el clásico griego entre Olympiakos y Panathinaikos de Atenas.

Las competiciones se reiniciaron cuando los clubes se comprometieron a introducir el billete electrónico a inicios de enero 2016, instalar en los estadios cámaras y romper con las asociaciones de seguidores radicales, medidas que no han sido aplicadas.

Con información de la agencia EFE