<
>

Guardiola al Barcelona, Cristiano al United o Chicharito a Chivas... regresos que aún ilusionan

play
No podemos decir que Guardiola por estar obsesionado en su forma ha dejado de ganar en el fútbol (1:28)

Andrés Agulla es claro explicando que Pep Guardiola se equivocó en la final de Champions, pero no por eso debería cambiar su forma que lo ha llevado a ganar muchos títulos. (1:28)

La ventana de transferencias, en Europa principalmente, será muy larga y seguramente aún depara muchas sorpresas luego de los primeros fichajes en los clubes importantes. Pero una tendencia clara fue el regreso de algunos jugadores o entrenadores a lugares donde ya habían triunfado.

Golpes de nostalgia que llegaron con el regreso, por ejemplo, de Carlo Ancelotti al Real Madrid. Tras una primera oportunidad en la que consiguió la ansiada décima Champions para el equipo merengue, rompiendo una sequía de 12 años.

Otro regreso notable fue el de Jordi Cruyff al Barcelona, una reconciliación que tardó demasiado en concretarse tras varios desencuentros entre su padre y los directivos, pero que finalmente se hicieron a un lado para poder incluir al hijo de la leyenda en el nuevo proyecto de Laporta, quien incluso lo identificó como un “comodín en caso de emergencia”.

Otro regreso destacado, aunque en diferentes circunstancias, fue el de Karim Benzema a la selección de Francia tras un conflicto interno que derivó en escándalo y una ausencia de más de cinco años por un supuesto chantaje a su compañero Mathieu Valbuena. El conflicto impidió que Benzema jugara el Mundial 2018 en el que Francia se coronó con la participación estelar de Kylian Mbappe. Pero Didier Deschamps decidió cerrar el caso y convocó a Benzema para la Eurocopa.

En México también se han dado regresos destacados. Miguel Layún llegó a las lágrimas al confirmarse su regreso al Club America. Tras ser el artífice del título del Clausura 2013 en la Final más dramática de los últimos tiempos, al marcar el penalti decisivo ante Cruz Azul, y luego de ganar su segundo título en 2014, Layún comenzó una aventura europea, y en 2019 volvió a México con Rayados, con los que levantó el título de la Liga MX. Finalmente, el destino lo lleva de regreso al América, donde intentará revivir su intensa relación y también aquella famosa frase de “Todo es culpa de Layún”.

Héctor Moreno también regresó a México, pero para desilusión de los aficionados de los Pumas, club en el que se formó y que le dio la proyección para irse a Europa, lo hará con el Monterrey, un equipo con mayor capacidad económica.

Así, bajo esa tendencia, repasamos algunos regresos que nos gustaría ver, por sentir ese dulce sentimiento de nostalgia que provocan los reencuentros.

Guardiola al Barcelona

Parece muy poco probable, pero cada temporada se voltean a ver las opciones para que Pep regrese a su casa a casi una década de su salida. Su separación fue muy dolorosa, tras llevar a la cima el proyecto ideal del club, vivir su mejor época y la de mayores conquistas. Su ciclo fue breve, pero uno de los más exitosos de la historia, por ello es recurrente que cada ciclo se anhele su regreso. Pero la realidad es que las opciones para ver un segundo ciclo de Guardiola en el Barcelona son pocas, pero el sueño seguirá vivo entre sus aficionados.

Cristiano Ronaldo al Manchester United

Aunque su éxito en el Real Madrid deja siempre al descubierto el deseo de sus aficionados por un regreso, lo cual sería demasiado pronto tras unos años complicados en la Juventus. Y aunque el reencuentro realmente romántico de Cristiano Ronaldo sería en el Sporting de Lisboa, club en el que debutó en Primera División y por el que incluso su madre ha pugnado para que regrese. Pero fue en el Manchester United donde Cristiano Ronaldo forjó el inicio de su leyenda, y un regreso sería espectacular, pues el club ha sufrido para recuperar el protagonismo tras la salida de Sir Alex Ferguson. Y no solo llevaría sus goles, sino su imagen y categoría a un equipo que necesita recuperar su fuerza como club top de la Premier League.

Chicharito, Almeyda y Vela a Chivas

Chivas es un club con mucha identidad. Ser el único equipo exclusivo para jugadores mexicanos le da un carácter especial. Por ello es que sus jugadores que salen a otros clubes siempre se espera que regresen, y el casos más importante podría ser Javier ‘Chicharito’ Hernández, quien salió hace 11 años a triunfar con el Manchester United, y tras un largo recorrido por Europa, actualmente se encuentra en la MLS, donde busca una revancha tras un primer año de pesadilla.

Ahí, en la MLS, está el último técnico que logró ganar títulos y hacer de Chivas un equipo de respeto, Matías Almeyda. Y un tercero, Carlos Vela, quien no logró debutar en Primera División en México, pero surgió de las fuerzas básicas de Chivas y formaría un tándem inigualable si se cumpliera ese sueño de todo aficionado al Rebaño.

Tuca a los Pumas

Hace 30 años, Ricardo Ferretti y los Pumas se acercaban a la conquista de uno de sus títulos más recordados. Fue en 1991 cuando los Pumas por fin lograron deshacerse de una de las hegemonías más fuertes que vivieron, al vencer en la Final al América, que les había arrebatado el título en dos ocasiones durante los 80. En Pumas no se olvida aquel partido del 22 de junio de 1991 en CU, en el que llegaron en desventaja 2-3 tras el partido de Ida. La serie no pudo ser más cerrada, pero finalmente se definió con el gol que la posteridad conocería como el ‘Tucazo’. Un tiro libre imparable para Adrián Chávez en el que Ferretti aprovechó la complicidad de Juan Carlos Vera para tapar la visibilidad al portero americanista, aunque, como dijo Raúl Orvañanos en esa transmisión: “Esta, con Vera o sin Vera, no la agarra nunca”. El gol de visitante definió al campeón, y Tuca se convirtió en el entrenador de Pumas al año siguiente. Vivió una segunda etapa, entre 2006 y 2010, antes de iniciar un tercer ciclo en Tigres, el cual acaba de terminar.

La afición universitaria tiene un gran recuerdo de Ricardo Ferretti, quien ganó el penúltimo título del club, en 2009. Ahora se acaba de comprometer con FC Juárez, pero un tercer ciclo en Pumas como entrenador no sería tan descabellado.