<
>

Siguen sin llegar a un acuerdo por Neymar

play
Tato Noriega: 'PSG solo quiere quedar bien públicamente' (2:29)

Lo que el club parisino busca es un intercambio justo para el precio que pagó por Neymar en 2017. (2:29)

BARCELONA -- Josep María Bartomeu, presidente del Barcelona, se reunió hoy en Mónaco con Nasser Al-Khelaïfi, su homólogo en el París Saint-Germain, aunque no llegaron a un acuerdo para cerrar el traspaso de Neymar al Barça.

Fuentes solventes confirmaron a ESPN FC que “se seguirá trabajando en los próximos días”, aunque ‪el día 2 de septiembre, fecha en la que se cierra el mercado, “está ahí encima y deberán hacerse muy bien las cosas”.

El principal problema sigue recayendo en la poca voluntad de Ivan Rakitic, Ousmane Dembélé y Jean Clair para ir al PSG y completar la operación, además de una cifra de entre 130 y 140 millones de euros.

En un salón privado del hotel Meridien de Monte Carlo, los dos máximos mandatarios de Barça y PSG se encontraron cerca ‪de las 15:00 hora local y alargaron el encuentro por más de una hora.

Fue la primera vez que Bartomeu y Al-Khelaïfi se vieron cara a cara este verano para hablar del brasileño, aunque durante el pasado fin de semana mantuvieron contactos telefónicos.

El croata parece decidido a salir del Camp Nou, según explicaron fuentes solventes a ESPN FC, aunque eso sí quiere esperar a ver qué propuesta le hace la Juventus de Turín. Los italianos pretenden al croata, aunque no quieren darle dinero al Barça y sí jugadores, ecuación que no le encaja al Barça.

Dembélé sigue cerrado en banda en salir del Barça. Pese a sus constantes muestras de falta de compromiso y poca implicación en el club, el atacante insiste en “querer triunfar de azulgrana”.

Tanto Eric Abidal, director deportivo del club, como Ernesto Valverde, su entrenador, ya le han advertido de cuál sería su rol está temporada, pero él insiste en su idea.

Otro nombre que ha salido en las últimas horas es el de Jean Clair Todibo. El joven defensa también querría seguir en el Barça, aunque en el Barcelona tienen la esperanza de poder convencerlo para hacer real el regreso de Neymar al Camp Nou.