<
>

Laporta: "Tenía la esperanza de que Messi dijera que jugaría gratis en el Barcelona"

play
La crisis financiera del Barça no ve la luz al final del túnel (2:45)

De acuerdo al resultado de la auditoría, al club culé le tomaría cinco años para superar la crisis financiera actual. Carolina Guillén y Fernando Palomo hablan de la misma. (2:45)

BARCELONA -- Joan Laporta explicó este viernes que mantuvo "una esperanza, hasta última hora, que Messi dijera que se quedaba gratis, que jugaría gratis" en el Barcelona, afirmando su conocimiento de que el crack argentino "tenía una muy buena oferta" y que esa opción "no se la podíamos pedir a un jugador de su nivel", relatando que pensó en ello porque "le conozco bien, subió conmigo al primer equipo y ayudé mucho a su familia" y aclarando que el club no mantiene ya deuda con el argentino. "Quizá quedan algunos conceptos... que se le pagarán según lo pactado".

"Sí, tuve la esperanza de que a última hora Leo dijera que jugaría gratis y eso me habría gustado y me hubiera convencido; entiendo que LaLiga lo aceptaría, pero eso no se lo podemos pedir a un jugador de su nivel, aunque lo pensé porque le conozco, conozco a su familia y él sabía que cuando nos recuperásemos en la economía le corresponderíamos”, señaló durante una entrevista concedida a RAC1 el presidente del Barcelona, quien deslizó que en aquellos momentos, durante las negociaciones por la continuidad de Messi en el club "ya tenía la oferta del PSG. Todo el mundo sabía que tenía una oferta muy potente... Y sabíamos por la parte de Messi que tenían una muy buena propuesta".

"Yo no me puedo enfadar con Messi porque le aprecio, pero cuando vemos que no podrá ser hay una cierta decepción por ambas partes. Sé que tenía un deseo enorme de quedarse, pero mucha presión por la oferta que tenían”, aclaró Laporta, quien aseguró que no se arrepiente de cómo acabó todo. "En ningún momento pienso en dar marcha atrás porque pienso que estoy haciendo lo mejor para el Barça, nadie puede poner el riesgo la institución y no teníamos fair play".

"En aquel momento no había la posibilidad de tener el margen necesario; teníamos ya los primeros resultados de la auditoría y esa inversión nos podía poner en riesgo”, avisó el mandatario, proclamando que, en cualquier caso, "el Barça está por encima de cualquier jugador... Y no era viable".

Respecto a la propuesta de LaLiga con CVC que podía abrir la puerta a la continuidad del crack argentino, Laporta relató que la operación "nos la explicaron como un caramelo del presidente de LaLiga para que nos pensáramos que podríamos tener el límite salarial para inscribirle, pero el Barça no se puede comprometer a una operación si no la tiene muy bien estudiada".

En este aspecto aclaró que dicho acuerdo "puede ser bueno para muchos equipos, pero nosotros ahora no necesitamos más deuda", aunque dejó la puerta abierta a un acuerdo: “No nos hemos cerrado a esta operación, que sí podría ser posible, pero tienen que reformular la operación porque todo ha ido muy rápido y se hizo sin tener un documento definitivo".