<
>

El Manchester City hará un nuevo intento por fichar a Lionel Messi

play
¿Cómo vive Suárez esta etapa sin Messi? (1:22)

El delantero uruguayo confesó que extraña el día a día con Leo y que fue difícil separarse de él por la gran relación que forjaron. (1:22)

BARCELONA -- El Manchester City no se ha olvidado de Lionel Messi. El club inglés, que pretendió su fichaje este último verano a raíz del divorcio entre el jugador argentino y el Barcelona, volvería a intentar su incorporación de cara a la próxima temporada si Leo, que está en su último curso bajo contrato en el Camp Nou, decide no renovar.

Las intenciones del City las constató Omar Berrada, director de operaciones y personaje de indiscutible importancia en la política deportiva del club inglés, que en unas declaraciones a la revista The Athletic confirmó que mantiene al crack azulgrana en sus planes. "Si Leo se va, y eso es una posibilidad, podríamos explorar la opción de su fichaje" reveló el dirigente, quien resolvió que este último verano habría sido una operación a estudiar "si se hubiera convertido en una posibilidad real".

"Messi es claramente el mejor jugador del mundo, así que creo que a cualquier club le encantaría tener en el equipo al seis veces ganador del Balón de Oro”, especificó Berrada, refiriéndose al capitán del Barça como "un talento increíble con un impacto espectacular en cualquier club... Es una excepción a posibles inversiones fuera de lo común porque es un talento generacional".

"Fue interesante ver todas las especulaciones sobre que él quería venir al Manchester City. Eso explica lo lejos que ha llegado este club, el equipo fuerte que tenemos ahora y que los mejores jugadores del mundo quieran venir a jugar para Guardiola siendo parte de este equipo”, sentenció el ejecutivo, advirtiendo que a partir del mes de enero, cuando Messi entre en sus últimos seis meses de contrato con el Barça, podría volver al primer plano del club.

RECONCILIACIÓN O DIVORCIO
Messi, quien firmó su última renovación con el Barcelona en noviembre de 2017, prolongando hasta junio de 2021, quiso utilizar una cláusula de su contrato que le daba opción a resolverlo con un año de antelación, pero haciéndolo la última semana de agosto se encontró con la negativa del presidente del club azulgrana, quien se mantuvo inflexible avisando que solo podía hacerlo hasta el 10 de junio.

Después de una semana de gran tensión, Leo decidió echarse atrás y permanecer en el Barça... Pero sin manifestar ninguna intención de futuro, por lo que a día de hoy su permanencia en el Camp Nou más allá del 30 de junio de 2021 está muy en el aire.

El Barcelona debe celebrar en los próximos meses elecciones a la presidencia y el ganador de los comicios deberá sentarse con el crack argentino para discutir un nuevo contrato, siempre que el jugador esté dispuesto a reconsiderar su posición y reconciliarse con el club para acabar su carrera en el Camp Nou.

En el club no se conoce cuál es su postura pero sí existe plena conciencia de que su relación con Bartomeu está rota absolutamente, por lo que deberá ser el nuevo presidente quien se haga cargo de un caso... Del que el Manchester City estará muy atento.