<
>

Serie Yankees-Phillies pospuesta y ahora Yanks se va a jugar a Baltimore

play
¿Peligra la temporada 2020 de MLB? dos encuentros cancelados por el Covid-19 (1:34)

Enrique Rojas analiza la complicada situación que atraviesan las Grandes Ligas tras suspender par de juegos debido a un brote de 14 infectados en Miami Marlins. (1:34)

FILADELFIA -- El brote de coronavirus en los Miami Marlins tuvo un efecto dominó en todo el béisbol, ya que los New York Yankees tuvieron que posponer la serie en casa en contra de los Philadelphia Phillies, y ahora jugarán sus próximos dos partidos en Baltimore en lugar de Nueva York.

Los Yankees jugarán en contra de los Orioles el miércoles y el jueves antes de dirigirse al Yankee Stadium para disputar su primer partido en casa esta temporada, el primero de una serie de tres juegos en contra de los Boston Red Sox.

La cancelación de los partidos de Miami hasta el domingo permitió que el equipo de los Yankees votara sobre si reanudarían sus juegos en Baltimore, y el equipo eligió por unanimidad hacerlo. Los Orioles tuvieron una apertura en su calendario porque se suponía que iban jugar una serie de dos partidos en Miami, la cual se canceló al poner en pausa la temporada de los Marlins.

“De cara a todo esto, sabíamos que iba a haber pruebas positivas y podría haber un equipo que tuviera múltiples pruebas positivas, o una cantidad significativa como los Marlins, así que creo que todos comprendíamos que era una posibilidad. Lo más importante es que continuemos”, explicó el representante sindical del equipo, Zack Britton, en una videoconferencia el martes por la tarde desde el hotel del equipo en Filadelfia, antes de abordar los autobuses rumbo a Baltimore.

“Tuvimos una discusión, en primer lugar, sobre lo que estaba sucediendo”, agregó. “Nos dieron algunas opciones sobre lo que podríamos hacer. Los muchachos sintieron que, obviamente, queríamos jugar. Nuestro equipo ha hecho un trabajo bastante bueno, en general, siguiendo los protocolos, y nuestro personal médico ha hecho un gran trabajo desinfectando el camerino visitante. Y sentimos que no queríamos tomarnos tres o cuatro días libres, si es que tenemos la oportunidad de ir a Baltimore y jugar allá”.

Públicamente, los Yankees se han mostrado firmes al expresar su confianza en que el manual de operaciones de 113 páginas para esta temporada y los protocolos que se han implementado son suficientes para mantener a los peloteros seguros y activos en el terreno de juego.

“Definitivamente. me siento muy contento con nuestro grupo. Estoy seguro de que hay otros equipos que han manejado las cosas de una forma diferente, pero una de las conversaciones que tuvimos al respecto es que siempre tenemos que tratar de estar preparados para la adversidad; sabemos que pasaremos por situaciones de adversidad”, dijo el mánager Aaron Boone. “Y el año 2020 es diferente a todo lo que hemos experimentado. Sabíamos que al iniciar todo esto, teníamos que prepararnos para algunas situaciones incómodas, algunos momentos difíciles, algunos días difíciles, desde el punto de vista del béisbol, desde el punto de vista del virus, viajes, inconvenientes, y siento que somos un equipo que está particularmente preparado para lidiar con esto”.

El gerente general Brian Cashman, quien habló individualmente por teléfono con Britton como representante del sindicato en los Yankees, dijo que el equipo tuvo un mensaje unificado, similar a la frase utilizada por los jugadores durante las muchas veces agrias negociaciones para resumir la temporada: "Dígannos dónde y allí estaremos”.

“Estamos en un mundo en el que nadie ha batallado con algo así antes, así que todos debemos ser flexibles y mostrar la habilidad de cambiar; debemos estar abiertos a hacer algunos ajustes y me siento muy orgulloso de nuestra organización”, dijo Cashman. “Cuando llamo por teléfono y hablo con nuestro dirigente y le pregunto, 45 minutos antes de que nuestros autobuses partieran hacia Nueva York, '¿qué piensas si nos vamos a Baltimore para poder jugar algunos partidos allí?' Todo el mundo parece tener el mismo compromiso”.

El as de los Yankees, Gerrit Cole, quien registró un partido "completo" en la victoria 4-1 el Día inaugural después de lanzar cinco entradas en un juego abreviado por lluvia, estaba programado para lanzar el martes en contra de los Phillies, pero ahora será el abridor del primer juego en Camden Yards. J.A. Happ lanzará en el segundo partido en contra de los Orioles.

El dirigente, en su tercer año con el equipo, no anunció quién sería el abridor para su primer partido en casa, reprogramado para disputarse en contra de los Red Sox el viernes, pero reveló que Masahiro Tanaka y Jordan Montgomery abrirían dos de los tres juegos de la serie.

También se le preguntó a Boone sobre los comentarios de Dave Martínez, después de que el mánager de los Washington Nationals dijo con mucha emoción que estaba "asustado" por sí mismo y por sus peloteros después de la noticia de que 14 jugadores y personal de los Marlins habían dado positivo a COVID-19, pero el dirigente afirmó que no comparte su opinión. Martínez sufrió de complicaciones de salud el año pasado debido a problemas cardíacos.

“Ciertamente, entiendo que Dave pasó por muchas cosas desde el punto de vista de su salud hace un año y obviamente tuvo la situación de Juan Soto en el Día Inaugural”, explicó Boone. “Comprendo que mucha gente va a sentirse de diferentes formas con respecto a todo esto, y que afecta a la gente de diferentes formas y, ciertamente lo respeto, pero todavía no comparto sus sentimientos”.

Boone, como sus peloteros, está centrado únicamente en jugar y ganar cuantos partidos sea posible, incluso bajo las circunstancias actuales.

“Cada vez que escucho algo sobre pruebas positivas, me preocupo primero por la persona infectada. En primer lugar, existe la posibilidad de que una persona se enferme mucho. Así que, antes que todo, confías en que las personas mayormente no estén teniendo síntomas, lo cual hemos visto mucho”, dijo Boone. "Y luego esperas que los muchachos sean capaces de recuperarse y volver al terreno. Es una temporada muy corta y, en general, los muchachos quieren salir y jugar y tener una temporada ... a partir de ahora, podremos continuar con nuestra temporada, y estamos emocionados de tener esa oportunidad”.